Salud

6 hábitos de desayuno para deshacerse de


El desayuno es el comienzo del día cuando el estómago está despierto y con hambre después de una larga noche. En este momento, el jugo gástrico se produce activamente y la absorción de los alimentos es más efectiva. El desayuno ajusta el cuerpo para reciclar la energía y sentirse bien. Pero mucha gente no desayuna. Por que

1. Prisa. Por ejemplo, una persona se acuesta tarde y necesita levantarse temprano, por lo que se detiene hasta el último momento, solo queda tiempo para los procedimientos básicos de higiene y vestirse.

2. Falta de voluntad para comer por la mañana. Alguien está enfermo en la mañana al ver la comida, alguien básicamente no come, porque ha estado leyendo muchas tonterías sobre los peligros de los huevos revueltos y la harina de avena.

3. El olvido. Parece que el menú del desayuno se aprueba por la noche, y por la mañana todo está ya olvidado, solo en el camino al trabajo una persona se da cuenta de que no ha comido.

4. Nevera vacía. Todo se comía limpio en la noche, no hay nada para preparar el desayuno.

5. Levantarse tarde, digamos, a las 12 en punto. Ya hay cena en el camino, y el hombre del desayuno durmió a salvo.

6. Renuencia por la mañana a cocinar y colar. Más fácil que luego tomar un par de sándwiches que cocinar gachas o huevo.

El desayuno es necesario para el metabolismo normal. No es necesario encontrar razones para omitir el desayuno, ya que tales excusas darán lugar a problemas de salud que deberán resolverse durante mucho tiempo. El desayuno revitaliza, despierta y se ajusta a un positivo. Es mejor comer normalmente en la mañana que escuchar antes de la cena el retumbar de tu estómago.